sábado, 28 de marzo de 2009

1, 2, 3, 4...
Nadie te pasa el manual de instrucciones, si te lo pasaran ahora igual no tendrías tiempo, todo corre, no puedes ponerle pause al universo, en cambio robas minutos leyendo poemas de Amy winehou... no, de Emily, Emiliy Dickinson (siempre olvido su nombre) "no puedes llenar un hoyo con aire..." puro aire corre y a veces, frenzy, la vida va a mil, en otras te detienes desubicada en medio de la nada de tus rutinas (y la falta de ellas), a veces un trago basta para fijar las cosas en su lugar y que la gravedad haga lo suyo, un cigarrillo, una caminata sola hasta la casa, una ventana de bus, un clip en la acera con relatos de historias pasajeras... 5, 6, 7, 8...
xhtml, c++, python, pearl? quieres aprender francés o griego? no señorita, invierte tus esfuerzos en otro idoma de gramática más estable (¡será estable?) abre siempre los signos de interrogación si escribes en español y jamás publiques en un blog si te entran ganas de comprar un banjo... Piensas en Samuel y tratas de seguir el hilo, no puedes, cada imagen que te lanza se te vuelve una maraña y sigues leyendo mentalmente desconectada, no entiendes nada (¡xhtml?) GNU, esperanza, el mundo es el lugar de las posibilidades, "bienvenido aquí a la posibilidaaaad suprema" y recuerdas como se hacen amigos de la nada, de puro encontrarse cara a cara tantas veces, sin decir nada y los nervios, siempre nerviosa queriendo decir lo apropiado, llevas un cuarto de siglo y no dices nada, pensabas con mayor lucidez a los dieciseis, ahora cierras tu puerta con llave, no revisas ni tus propios papeles. A los veinte te los sabías de memoria, ya prefieres un café frente a la pantalla. Estoy desvariando 9, 10, 11... no sé si me estoy dando un sermón o simplemente digo, por decir,
vacío...
12.
Es un buen número. Divisible entre 3, 4, 2, 6 que son buenos números a su vez: 2 que es mitad de cuatro y doble de 1, 3 que es mitad de 6 y 1/4 de doce... un cuarto, cuatro paredes y las ventanas nunca alcanzan. Esta vez me tomó un añocompleto terminar esta entrada... Me tomó tres romances, dos amigos, un hermano, 3200 horas de ansiedad disuelta en tomitas de fresa y frutos rojos...

Buen día, buenas noches... no siempre se tiene suerte.
13

lunes, 16 de marzo de 2009

TARDE

No hay mal que por bien no venga, dice la abuela mientras bate sin descanso la harina y los huevos con un cucharón tan viejo como extraño. Yo la miro atenta esperando a que me pida que parta otro huevo, que traiga un pocillo de leche, que lleve, que coja, que pase... Son las cuatro y la casa está más sola que... muy sola, sólo resuena el cucharón contra la taza, me aburro y voy hasta el último cuarto, saco uno de los empolvados libros de inglés del abuelo y leo, yu cant fill a joul vuiz eir, yu must insert de veri zing dat couzd it, no entiendo bien, el abuelo no llega, escucho el timbre y corro hasta la ventana de la sala, pero es Silvia con su platón de fruta, intento sacar la cabeza entre los barrotes, Silvia se va, la abuela silva una canción que no conozco, la tarde cae, la lista de detalles sin interés crece conforme pasan los minutos y el abuelo no vuelve. Despierto y recuerdo, supongo que sé por qué nunca llegó...

domingo, 22 de febrero de 2009

BOX

Siempre me gustaron tus brazos, siempre
y ahora

con las horas que pasan
y la impotencia que crece

pongo en una balanza golpes contra caricias

para acabar adolorida entre tus brazos


cada mañana.

Imagen tomada de: http://www.flickr.com/photos/something-for-everyone/3191625634/

sábado, 21 de febrero de 2009

Año nuevo...

Blog nuevo y deja vu...